MARTA CURRÁS, MADRE, ESCRITORA, BIÓLOGA, GANADORA DEL XXII PREMIO NOSTROMO

  • Libros
  • Premios
  • Literatura

NAUCHERglobal, Juan Zamora 1 29/10/2018

El pasado jueves, día 25 de octubre, se falló el XXII “Premio Literario Nostromo. La aventura marítima”, que convoca la Asociación de Amigos de Nostromo que preside Agustín Montori (presidente también de la Asociación Catalana de Capitanes de la Marina Mercante), en colaboración con Editorial Juventud y el Museo Marítimo de Barcelona. Veintidós años desde aquel primer premio que puso en marcha el capitán Cecilio Pineda con un grupo de entusiastas del mar y de la literatura, entre quienes ya se encontraban Agustín Montori, Luis Zendrera (director de Editorial Juventud) y Elvira Mata (directora técnica del Museo Marítimo).

La ganadora este año ha sido, como explicaba Daniel Molero en su crónica del acto de entrega del premio, la bióloga Marta Currás Martínez, 43 años, nacida en Madrid, pero ejerciente de gallega. De mujer, heroína y gallega, diría yo, pues ejerce de madre de dos criaturas menores de diez años, trabaja en diversos proyectos relacionados con su profesión de bióloga, y a ratos, por la noche, cuando le dejan sus obligaciones de esposa, madre y trabajadora, escribe. Y escribe muy bien, con buen ritmo, palabras exactas y frases directas, sin adornos innecesarios.

Sostiene que la escritura es su vocación y que si continúan premiando sus libros (quedó finalista del certamen organizado por el Círculo de Lectores), es posible que pueda dedicarse exclusivamente a la literatura. Una ilusión y una meta.

De la génesis de la obra ganadora del premio Nostromo desvela que surgió al visitar una vieja, abandonada, fábrica de pan en las afueras de Vigo. La imagen de la ruina y la documentación que logró recopilar sobre la panificadora le abrieron el horizonte de una novela, a la que tituló “La memoria de las olas”. Como tantos escritores, confiesa que el camino de la novela resulta apasionante: buscar documentación, hallar la carpintería adecuada para la novela, escribir y reescribir hurgando en los diccionarios para encontrar el calificativo o el adverbio preciso. Y finalmente, durante semanas o meses, pulir la novela de imperfecciones, quitar los adornos innecesarios, barnizar cada capítulo y añadir las informaciones olvidadas que llevan al lector a la comprensión de la vida captada por la autora. En efecto, una actividad apasionante.

Marta Currás es la segunda mujer ganadora del premio Nostromo y su éxito es un indicio, uno más, de que las mujeres están entrando en el mundo de la mar, un mundo copado históricamente por hombres, pero que no hay razón para mantener alejado del universo femenino. Al contrario, todos los profesionales (creo que todos) consideramos una bendición que haya cada día más mujeres embarcadas en buques, en barcos o en la literatura marítima.

 

Buscador

Introduzca los términos de búsqueda