Volver al listado de noticias

SCHETTINO INSISTE EN AFIRMAR SU INOCENCIA EN EL NAUFRAGIO DEL ‘COSTA CONCORDIA’

  • Gente del mar
  • Seguridad marítima
  • Navieras

NAUCHERglobal. Félix Martín de Loeches 02/07/2016

Francesco Schettino, capitán del COSTA CONCORDIA el día 13 de enero de 2012, cuando el buque de crucero naufragó frente a la isla del Giglio, fue condenado por el tribunal de Grosseto a 16 años de prisión por los delitos de homicidio culposo múltiple, abandono de la nave, naufragio y por no haber informado inmediatamente a las autoridades portuarias de la colisión contra el escollo que provocó el desastre. Murieron 32 pasajeros y otros 64 resultaron heridos.

Esa sentencia, emitida el día 15 de febrero de 2015, fue recurrida por todas las partes. El pasado 1 de junio, el tribunal de apelación de Florencia confirmó la sentencia de 16 años de prisión contra el capìtán del COSTA CONCORDIA. Quejándose de la pemura del tribunal para confirmar la sentencia, Francesco Schettino ha hecho pública a través de redes profesionales y sociales una breve declaración en la que insiste en que los tribunales que le han juzgado no tuvvieron en cuenta las prescripciones del código internacional para la gestión de la seguridad marítima (código ISM). Tras negar que el proceso al que ha sido sometido hay adolecido de contaminación política, el capitán del COSTA CONCORDIA se queja de la falta de conocimiento de los jueces sobre asuntos marítimos. Ello, unido a la campaña mediática orquestada por el sector de las compañías de cruceros, ha conducido a la opinión pública a considerar que él, Schettino fue el único culpable.

Los criterios usados por los jueces para evaluar las conductas individuales y calificar un caso de ‘conducta negligente’, ‘conducta dolosa’, ‘imprudencia culpable’ o valorar simplemente una decisión tomada por un capitán, resultan confusos y dan pie a errores judiciales, escribe Francesco Schettino, que sostiene que no hubo delito alguno en el accidente del buque a su mando y que si abandonó el COSTA CONCORDIA antes de la total evacuación de los pasajeros fue para mejor dirigir la operación desde tierra. Reitero una vez más, se defiende Schettino, que los procedimientos y medios para reunir y evacuar al pasaje y a la tripulación en un buque con una escora de 20 grados no garantizan una operación segura.

Para finalizar, Francesco Schettino, insiste en que la maniobra de llevar el buque para vararlo en aguas someras fue una iniciativa suya y no un mero efecto del viento reinante, como afirma la investigación oficial que llevó a cabo el Coastguard italiano.

 

NOTICIAS RELACIONADAS

Schettino sentenciado a 16 años por el naufragio del COSTA CONCORDIA

La condena del capitán de COSTA CONCORDIA, excesiva e injusta

Buscador

Introduzca los términos de búsqueda