Volver al listado de noticias

'PRESTIGE', 15 AÑOS DESPUÉS TODAVÍA HAY COSAS QUE CONTAR

  • Derecho marítimo
  • Prestige
  • Entorno marítimo

FELIPE LOUZAN 16/11/2017

Blog: "Desde barlovento"

Leía en La Voz de Galicia del pasado 15 de noviembre que la chapa que se extrajo del pecio del PRESTIGE está bajo la custodia de la SGS (Societé Genérale de Surveillance) en Madrid, a la que se le encargó su análisis para ver si podía demostrar la debilidad estructural del casco. Por lo que se me ocurre hablar de esa chapa misteriosa.

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Nº 1 de Corcubión le comunicó al de igual clase decano de A Coruña que se me notifique “a los efectos de aceptación y juramento del cargo de perito, para que concurra al acto pericial a costa de la parte que lo ha propuesto, haciéndole saber que deberá ponerse en contacto con el laboratorio SGS TECNOS S.A., entidad designada para llevar a cabo examen pericial de los fragmentos extraídos del buque Prestige con la finalidad de asistir al mismo”. El Juzgado de Coruña me comunica por carta el exhorto y acudo al Juzgado el 12 de enero de 2004 a recoger ese exhorto y a firmar el acta de aceptación. Leo en el documento que se me entrega que el fragmento de chapa extraído corresponde al pecio de la parte de proa correspondiente a la zona existente entre las cuadernas 72 y 73 del costado de estribor, a 9,4 metros de la cubierta.

Me puse en contacto con SGS y me informan que se van a hacer pruebas de tracción, doblado, resiliencia y química. También me informan que hay dos peritos más que han sido nombrados y cuyos nombres evidentemente no voy a mencionar. Me dicen que cuando vayan a hacer las pruebas me avisarán para que acuda a presenciar las mismas. Pues bien nuca recibí ese aviso ni por teléfono, ni por correo electrónico ni por correo ordinario. Las pruebas debieron decepcionar a quienes esperaban otro resultado, algo que incriminara al PRESTIGE.

Por tanto, teniendo en cuenta lo expuesto siempre me quedó la duda de por qué no se me ha notificado para asistir a la prueba. ¿Fueron avisados los otros peritos? ¿Acaso por ser yo el perito de la Plataforma Nunca Máis fui vetado porque podía ser un testigo incómodo? ¿Fue un desliz del SGS o recibió instrucciones de los gestores de la catástrofe? O es que realmente el fragmento no estaba tan corroído como pretendían hacerle ver a la opinión pública de que el PRESTIGE era una chatarra flotante y que nunca debería haber salido de San Petersburgo. Desde luego que tenía corrosión tal como reconoció el capitán Mangouras en el juicio diciendo que “había detectado corrosión en los tanques de lastre, aunque no roturas, cuando asumió el mando del buque”, evidentemente como todos los buques de acero.

Aunque al fiscal García debió parecerle evidente que la corrosión fue causa del accidente, todos los marinos sabemos que, incluso antes de la botadura de un buque, la corrosión ya comienza a manifestarse de algún modo, porque es un fenómeno natural que se produce debido a la inestabilidad termodinámica de la mayoría de los metales. Esa corrosión se manifiesta en gran medida en el interior de los tanques de lastre donde se crea un ambiente propicio para que ésta ocurra: agua salada y oxígeno.

Para finalizar ya, siempre me quedará la duda ¿por qué no me avisó SGS para presenciar la prueba de la chapa? ¿Tan mal les salió la prueba? En fin, quería compartir esa duda con los lectores de NAUCHEREglobal.

Buscador

Introduzca los términos de búsqueda