Volver al listado de noticias

LOS PUERTOS DAN POR HECHO QUE LOS ORGANISMOS DE COMPETENCIA APROBARÁN TODAS LAS ALIANZAS

  • Administración marítima
  • Infraestructuras portuarias
  • Puertos
  • Navieras
  • Entorno marítimo

NAUCHERglobal, Daniel Molero 04/06/2014

La segunda jornada del Salón Internacional de la Logística (SIL 2014) de Barcelona se ha iniciado con la 3ª Cumbre Latinoamericana de Logística y Transporte, con presencia de varios máximos responsables de Autoridades Portuarias estatales y regionales como es el caso del español José Llorca, presidente del organismo público Puertos del Estado.

Durante su intervención, el máximo responsable del área portuaria española ha manifestado su convencimiento que las alianzas entre navieras, aunque deben ser vigiladas por los organismos de competencia de los diferentes países, “serán aprobadas, pese a que puedan haber más o menos requerimientos por parte de estos órganos”.

Llorca ha recordado que la Alianza P-3 (con Maersk, MSC y CMA CGM a la cabeza) ya ha pasado el corte de las autoridades anti-trust de los Estados Unidos y que está pendiente sólo de ser aprobadas por Bruselas y Pekín. Desde el año 2013, las compañías navieras, garantes del comercio internacional (ya que a través de la vía marítima se canaliza el 80% de las operaciones comerciales) han ido hacia una tendencia a la concentración, “lo que conlleva inequívocamente a una reconfiguración de las principales rutas comerciales”.

No sólo la alianza P-3, sino también la denominada G-6 (APL, Hapag-Lloyd, Hyundai, MOL, NYK y OOCL) o la CKYHE (Cosco, 'K' Line, Yangming, Hanjin y Evergreen), además de que navieras como las árabes o la israelí ZIM estén sopesando su integración en alguna de las anteriores; ha hecho que “en el caso de España, por ejemplo, se haya notado el descenso del tráfico de transbordo en algunas instalaciones, por el crecimiento de otras, caso de Algeciras”. Según el presidente de Puertos del Estado, “ocurrirá como en el sector de la aviación donde muchas compañías operan a través de códigos compartidos en varios aeropuertos”.

Por otro lado, las alianzas también están asociadas al gigantismo de los buques. “Este gigantismo llevará a que los barcos paren cada vez en un menor número de puertos, por lo que las terminales están modificando sus equipamientos de cara a acoplarse a la envergadura de los buques”.

Por otro lado, Llorca también ha afirmado que en el corto y medio plazo “habrá una reconversión [aún mayor que la existe] en los tráficos de transbordo marítimo. Lo estamos detectando ya con el traslado de tráficos desde los puertos españoles de Las Palmas o Valencia al portugués de Sines”.

El tráfico de transbordó descendió varios puntos en el área mediterránea y pronto se verá como “las Alianzas marítimas generarán una concentración de su estrategia en puertos muy grandes, con gran capacidad para la generación de conexiones feeder”.

Por otro lado, Llorca ha reconocido que los españoles “son puertos caros”, al menos más caros que los de su competencia cercana, con una media de 90 euros de coste por cada TEU, por los 50 euros de los puertos cercanos. El presidente de Puertos del Estado ha vuelto a abogar por “hacer un esfuerzo por reducir nuestros costes ya que debemos estar atentos a la competitividad y a la flexibilidad”.

Otro punto que ha tratado José Llorca es que, a la concentración de líneas navieras las compañías han respondido con un crecimiento de la concentración de terminalistas portuarios globales, por lo que entre grandes corporaciones multinacionales pueden debatir y dialogar sobre los precios de la estiba y desestiba y los destinos a tener en cuenta.

En esta línea, Joao Franco, presidente del puerto de Sines, ha señalado que “la tendencia de tráfico de contenedores a nivel global será, en el año 2015, superior al 5%, con una previsión de superar los 700 millones de TEUs, por los poco más de 660 millones del año pasado.

Según Franco, “entre las tres principales Alianzas de navieras internacionales controlan prácticamente el 90% del comercio marítimo mundial de contenedores, lo que comporta un importante riesgo en cuanto a la evolución de los precios, ya que la gran mayoría de los flujos comerciales se sitúan en el hemisferio Norte”.

Refiriéndose específicamente al puerto que preside, Franco ha señalado que en el año 2016 pretende llegar a los 1,7 millones de TEUs movidos, por los 931.000 TEUs del año 2013 o los 1,2 millones previstos para el cierre de este año. Asimismo, ha explicado que el tonelaje de las mercancías prácticamente se doblará entre 2011 y 2015, pasando de los 25,7 millones de toneladas a los cerca de 49 millones cada año.

Franco señaló varios factores de éxito para haber alcanzado estas cifras o prever las explicadas. Entre ellas “la mejora de los equipamientos, la ventanilla única portuaria, el hecho que en las terminales se trabaje las 24 horas, los 7 días de la semana y siempre con flat-rate y un factor de gran importancia: Si un puerto padece huelgas, el armador tiende a evitarlos. En Sines no hay huelgas debido a los acuerdos entre la parte sindical y la empresarial”.

Buscador

Introduzca los términos de búsqueda