Volver al listado de noticias

LA ESTIBA EXIGE CELERIDAD A FOMENTO PARA DISPONER DE TIEMPO PARA ESTUDIAR EN CONDICIONES EL DECRETO

  • Administración marítima
  • Entorno marítimo
  • Empresas marítimas

NAUCHERglobal, Daniel Molero 18/04/2017

Batalla de comunicados de prensa. Es lo que se dio ayer entre los responsables de prensa del Ministerio de Fomento y los de los sindicatos. Las posiciones enfrentadas llevan un par de semanas de poca o nula actividad (también ha afectado el breve lapso vacacional), al menos de cara a la opinión pública, y con declaraciones de perfil bajo. NAUCHERglobal ha sabido que, desde el ministerio, se ha pedido a los trabajadores y empresas –pero sobre todo a los primeros- que rebajen el clima de tensión en redes sociales y con los medios de comunicación.

Están trabajando –a priori- en un acuerdo con los grupos parlamentarios que tumbaron el primer Real Decreto para que el segundo que presenten pueda ser aprobado sin dilación en el Congreso. Mientras, los trabajadores están inquietos, aunque a petición de Fomento, se mantienen en silencio administrativo. Se trata de una buena noticia que haya tranquilidad para mejorar el diálogo. Es lo que desde algunos medios venimos pidiendo desde inicios del mes de febrero.

Ayer, Coordinadora, como sindicato mayoritario del sector, emitía una nota por la que se mostraban molestos con el ministro De la Serna, por cuanto ven “inaudito” que se haya ido de vacaciones y haya vuelto de las mismas explicando las bondades de su trabajo para llegar a un acuerdo a los medios de comunicación, en lugar de hacerlo con las partes implicadas en el conflicto: estibadores y empresas. Según el comunicado, “Sus palabras [del ministro De la Serna] expresan justo lo contrario de lo que hace el Ministerio que lidera, pues, a día de hoy, el texto de ese RDL o ese reglamento, según el medio que se lea, que recogerá la propuesta del mediador o el acuerdo entre patronal y sindicatos, también en función del medio que se consulte, no ha llegado a manos de los trabajadores, tal como se comprometió a hacer, y tal como le exigieron el resto de grupos parlamentarios, el 24 de marzo, cuando se derogó en el Congreso su primera propuesta”.

En este sentido “a los trabajadores tampoco les ha llegado una citación para un nuevo encuentro”, apuntan desde el sindicato.

Así, desde Coordinadora instan a que Fomento actúe con celeridad: “para dar solución a cualquier conflicto, especialmente si el tiempo apremia, hay que ponerse a trabajar. Si no, lo que pasa es lo que ha ocurrido en España desde el 11 de diciembre de 2014, el día que conocimos la sentencia del TJUE”, señalan los trabajadores con cierta dosis de crítica.

Por su parte, “los estibadores reiteran su disposición a la negociación”. Esperan “obtener el texto cuanto antes para poder presentar alegaciones y que la reforma de la estiba se realice con el acuerdo de todas las partes (…) mediante el diálogo social”, como solicita la Comisión Europea.

Por su parte, desde el departamento de prensa del ministerio emitían más tarde un comunicado en el que repetían la historia dicha por activa y por pasiva en las últimas comparecencias de los máximos responsables del departamento respecto al nuevo Real Decreto: se "remitirá a sindicatos y patronal de la estiba, como se había comprometido, el Real Decreto que recogerá la propuesta de mediación realizada por el mediador, Marcos Peña, una vez que finalice la redacción del mismo".

Además, "colgará del Real Decreto Ley que el Gobierno tiene previsto aprobar para dar cumplimiento a la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE)".

Según el Gobierno español, el documento será de aprobación inminente –algunas fuentes hablan de que será el viernes, día 28 de abril, cuando se apruebe en Consejo de Ministros- y en él se recogerán las ayudas comprometidas por el Ejecutivo. No dicen desde Fomento, sin embargo, si la petición de los sindicatos de la estiba, de comprometer por ley los puestos de trabajo, se recogerán o no en el nuevo decreto. El mediador no dijo nada del asunto y lo dejó en manos del Gobierno. Se trata del principal caballo de batalla. Pero el final al conflicto parece más cercano que nunca.

 

Buscador

Introduzca los términos de búsqueda