Volver al listado de noticias

EL TRIBUNAL DE CUENTAS ALERTA DE LA POCA CONCURRENCIA EN LAS CONCESIONES DE LOS PUERTOS

  • Infraestructuras portuarias
  • Puertos

NAUCHERglobal, Xavier Fernández de Castro 14/11/2017

El pleno del Tribunal de Cuentas ha aprobado el 'Informe de fiscalización de la ocupación y aprovechamiento del dominio público del sistema portuario estatal' de los ejercicios 2014 y 2015. El documento constata que en esos dos años se otorgaron 622 concesiones, de las cuales solo el 7,5% fueron mediante concurso.

Este dato pone de manifiesto “la débil concurrencia” en las licitaciones de los puertos de interés estatal. El organismo achaca esta baja participación a dos motivos: el escaso número de solicitantes, que podría estar motivada “por una sobrecapacidad del sistema portuario”, y a que la legislación actual “no favorece suficientemente la concurrencia”.

Asimismo, el tribunal ha dado un toque a las Autoridades Portuarias de Santander, Sevilla, Tarragona, Valencia (a excepción de la valoración del puerto de Sagunto), Bilbao y Alicante por no disponer “de unas órdenes de valoración adaptadas a la normativa vigente”.

Eso supone un incumplimiento del Texto Refundido de la Ley de Puertos del Estado y de la Marina Mercante. Por su parte, Gijón y Marín-Ría de Pontevedra no han cumplido con la obligatoriedad de revisar sus valoraciones de acuerdo con el texto refundido, que insta a hacerlo al menos una vez cada diez años.

El informe también destaca la dificultad de establecer “una planificación portuaria estatal clara y definida”, que en opinión del tribunal es “una de las causas de la actual sobrecapacidad que tiene el sistema portuario”. Entre 2006 y 2015, las inversiones del sistema portuario estatal ascendieron a 7.560 millones de euros, lo que ha permitido aumentar la superficie concesionable en 25 millones de metros cuadrados.

Sin embargo, las inversiones millonarias no han ido acompañadas “de un aumento de la actividad concesional”, lo que ha provocado un descenso notable de la tasa de ocupación del sistema portuario, que ha pasado del 74,86% en 2008 al 61,11% en 2015.

Prácticamente todas las autoridades portuarias han experimentado aumentos notables de superficie debido “al actual modelo de planificación de la actividad inversora del sistema portuario estatal”, prosigue el informe, que otorga “una amplia independencia” a los puertos para fijar su estrategia. Así, el Tribunal de Cuentas constata que muchos puertos, “pese a disponer de capacidad excedentaria, acometieron nuevas inversiones, lo que contribuyó al incremento del exceso de capacidad”.

De esta forma, el informe sentencia que no existe “una correlación directa y proporcional entre el gasto en infraestructura y la ganancia de eficiencia”. Las elevadas inversiones tampoco constituyeron “un factor único en la mejora de competitividad ni en la atracción de tráfico hacia los puertos”.

El organismo fiscalizador también alerta de que un aumento simultáneo en la capacidad de puertos vecinos puede desatar una guerra de precios para atraer el tráfico ya existente que, con el tiempo, provocará una pérdida de rentabilidad global si no hay captación de nuevos tráficos que mejoren los resultados globales de las zonas colindantes.

Buscador

Introduzca los términos de búsqueda