Volver al listado de noticias

EL PUERTO DE AMSTERDAM SE UNE AL PROYECTO EUROPEO H2SHIPS

  • Medio Ambiente Marino
  • Proyectos marítimos europeos

NAUCHERglobal, Redacción 13/08/2019

El puerto holandés de Ámsterdam se ha convertido en socio del proyecto europeo H2SHIPS, que se centrará en la introducción del hidrógeno como combustible marino. El proyecto Interreg North-West Europe pretende demostrar la viabilidad técnica y económica del abastecimiento de combustible de hidrógeno y la propulsión para el transporte marítimo, identificando las condiciones necesarias para una entrada exitosa en el mercado de la tecnología.

En el marco de H2SHIPS se llevarán a cabo dos proyectos piloto. Por una parte, se construirá en Ámsterdam un nuevo buque portuario propulsado por hidrógeno. Además, se desarrollará y probará en Bélgica un sistema de repostaje de hidrógeno (H2) adecuado para la operación en alta mar.

Otro resultado importante será un plan de acción para la aplicación de un proyecto piloto de H2SHIPS en el río Sena en París en 2022. El proyecto también incluirá un plan para la adopción de un nuevo sistema de transporte basado en el hidrógeno en el noroeste de Europa, la creación de una cadena de valor H2 diseñada para apoyar a las autoridades públicas, los constructores navales y los operadores en la implementación de productos y servicios H2.

Un objetivo clave es proporcionar conocimientos que puedan transferirse fácilmente a otras regiones, haciendo hincapié en la forma en que pueden ampliarse las diferentes medidas, de modo que puedan reproducirse de manera integral. El proyecto, que recibirá casi 3,5 millones de euros de cofinanciación del Programa Interreg para el noroeste de Europa, tendrá una duración de tres años y finalizará en julio de 2022.

Para 2032, se espera un total de 58 embarcaciones propulsadas por hidrógeno en la región

Además del puerto de Ámsterdam, otros doce socios de Bélgica, Dinamarca, Francia, Gran Bretaña y los Países Bajos participarán en el proyecto, incluido el puerto autónomo de París. Las tecnologías de propulsión con hidrógeno están llegando a su madurez en el mercado, pero siguen siendo demasiado costosas para competir con las alternativas basadas en combustibles fósiles.

Sin embargo, sus ventajas respecto a los motores de combustión convencionales son considerables. Por ejemplo, el hidrógeno puede ser convertido en energía mecánica o eléctrica completamente libre de cualquier emisión. Además, el sistema de propulsión de hidrógeno funciona silenciosamente y requiere menos mantenimiento.

Buscador

Introduzca los términos de búsqueda