Volver al listado de noticias

¿CUÁNTO TARDARÁ EL GNL EN CONQUISTAR EL MERCADO DEL FUEL DE USO MARÍTIMO?

  • Tecnología
  • Economia Marítima
  • Navieras
  • Entorno marítimo

NAUCHERglobal, Daniel Molero 29/04/2013

Desde hace unos meses, algún año incluso, la sociedad de clasificación Det Norske Veritas (DNV) viene planteando una interesante pregunta sin un interlocutor fijo, dirigida a todo el universo marítimo: ¿Cuánto tiempo puede tardar el gas natural licuado (GNL) en conquistar el mercado del fuel en el transporte internacional por vía marítima?

La empresa, líder internacional en clasificación de buques, presentó hace poco más de un mes un estudio de mercado que planteaba esta misma cuestión. Y lo hizo habiendo desarrollado un modelo que combina diversas escalas en los puertos, añadiendo una perspectiva sobre el futuro crecimiento de la flota mercante internacional.

Para sacar conclusiones más fidedignas de este estudio, DNV realizó una estimación del número de buques (de un determinado tipo y tamaño) que arribarán a los puertos en un futuro a corto-medio plazo. Una vez cotejado este modelo, el siguiente movimiento pasa por la aplicación de GNL según la tipología de cada buque. Y es aquí donde encontraron mayores complicaciones al no poder saber, a ciencia cierta, qué número de barcos de cada categoría se decantarán por el GNL y en qué momento lo harán.

De este modo, el estudio realiza conjeturas con ejemplos concretos, como es el caso de los graneleros de la clase Panamax. ¿Qué porcentaje de estos buques utilizarán GNL como combustible en el año 2020? ¿Y en el año 2030? Según DNV, es muy difícil realizar este tipo de conjeturas, incluso para expertos con muchos años de experiencia en el negocio marítimo.

Pero, para ejemplificarlo, DNV explica en este estudio que si se anticipa que el 50% de la cuota de buques nuevos dispondrá de GNL como combustible a partir de 2020, tras 20 años, y con las tasas esperadas de renovación de buques, el gas natural licuado alimentará entonces  a cerca del 40% de la flota mundial.

Otro de los interrogantes de DNV parte del citado porcentaje del 50%. En este sentido, cabe recordar que el ciclo de vida de un buque alimentado por fuel y de otro alimentado por GNL no son muy diferentes. Así, los armadores escogerán uno u otro dependiendo del precio de cómo quede estipulado el combustible, por lo tanto esta cifra podría verse modificada en caso que uno fuera más barato que el otro (como ocurre en la actualidad) y se podría dar la opción de que las nuevas construcciones se derivaran únicamente a un modelo.

Dicho de otra manera: si el gas natural y GNL mantienen un precio más bajo que el petróleo en las próximas tres décadas, veremos como se irá sustituyendo el fuel en el mercado de los combustibles marítimos. Si, por el contrario, el GNL cambia de tendencia y se encarece por encima del petróleo, sólo será efectivo en pequeños nichos de mercado, para un determinado tipo de buques.

El futuro -y los mercados internacionales de materias primas- lo dirán.

Buscador

Introduzca los términos de búsqueda